por InfoConstrucción 14 de enero, 2020 Construcción comentarios Bookmark and Share
< Volver

Según el informe anual de precios de alquiler elaborado por www.pisos.com, la vivienda en alquiler en España, en diciembre de 2019, tuvo una superficie media de 124 metros cuadrados y una renta media mensual de 966 euros. Esta cifra marcó una caída mensual del -2,03% y una trimestral del -1,63%. En el último semestre, creció un 2,44%; e interanualmente, se incrementó un 8,54%.

El informe anual de pisos.com reveló que las regiones más caras para vivir de alquiler en diciembre de 2019 fueron Madrid (1.744 €/mes), Baleares (1.394 €/mes) y Cataluña (1.249 €/mes), mientras que las rentas más económicas se registraron en Extremadura (459 €/mes), Castilla-La Mancha (585 €/mes) y Galicia (596 €/mes). Frente a noviembre, el incremento más llamativo tuvo lugar en Galicia (2,91%) y el mayor ajuste se produjo en Cataluña (-2,95%). Respecto al año pasado, Cataluña (13,55%) fue la que más subió y el  único descenso fue el de La Rioja (-3,71%).

En la clasificación de provincias por renta, en diciembre de 2019 la primera posición fue para Madrid, con 1.744 euros al mes. Le siguieron Barcelona (1.531 €/mes) y Baleares (1.394 €/mes). En el lado opuesto, Teruel cerró la clasificación con 387 euros mensuales. Otras económicas fueron Lugo (424 €/mes) y Ciudad Real (424 €/mes). La que más encareció sus alquileres en el último mes fue Cuenca (4,81%), mientras que la que más los abarató fue Soria (-4,77%). De un año a otro, la mayor subida fue la de Albacete (17,69%) y la renta que más se ajustó fue la de Álava (-5,20%). 

En cuanto a capitales de provincia, Madrid fue la más cara para los inquilinos con una renta media de 1.990 euros al mes. Le siguieron Barcelona (1.949 €/mes), Palma de Mallorca (1.338 €/mes). Por el contrario, Teruel fue la más barata con 431 euros de renta mensual. Otras capitales de provincia económicas fueron Lugo (442 €/mes) y Ciudad Real (456 €/mes). Santa Cruz de Tenerife (5,42%) protagonizó las subidas mensuales, mientras que Tarragona (-5,47%) fue la capital que más se devaluó en este periodo. Frente a diciembre de 2018, Tarragona (14,76%) lideró los incrementos y el recorte más llamativo lo arrojó Lugo (-13,60%).

“Las subidas experimentadas en las zonas más sobrecalentadas han puesto de relieve el gran desequilibrio existente entre la oferta y la demanda. Aunque la burbuja está descartada, ha sido inevitable que el repunte acelerado y excesivo de la tasa de esfuerzo de los inquilinos haya llegado hasta el terreno político”, declara Ferran Font, director de Estudios de pisos.com.

Publicidad

Noticias relacionadas

comments powered by Disqus