Publicidad
por Empresa comentarios Bookmark and Share
< Volver

Se han escogido cisternas empotradas con pulsadores eléctricos y antivandálicos. Sistemas punteros ya que en unos baños públicos de estas características la fiabilidad del producto instalado es básica para asegurar un buen servicio a los usuarios y minimizar las tareas de mantenimiento.

La estación de tren Madrid-Puerta de Atocha ha inaugurado hace unas semanas sus baños públicos después de una reforma integral de los mismos. La importancia de estas dependencias radica en su carácter innovador y en su concepto de base: proporcionar unos baños públicos limpios y agradables en una zona con gran concurrencia de personas. Geberit ha puesto su granito de arena con sanitarios que cumplen esta visión de vanguardia y prestaciones punteras.

En unos baños públicos de estas características la fiabilidad del producto instalado es básica ya que asegura un buen servicio a los usuarios y minimiza las tareas de mantenimiento. Con la instalación de las cisternas empotradas Geberit Sigma de 12 cm, ha conseguido un espacio más amplio, con superficies lisas, que multiplica las opciones de diseño del ambiente, fácil de limpiar y que asegura el ahorro en el consumo de agua gracias a la avanzada tecnología de los mecanismos de descarga de las cisternas.

Sistema electrónico y antivandálico
Con la opción de los pulsadores electrónicos por infrarrojos Geberit Mambo asegura un sistema fiable e higiénico ya que se trata de pulsadores con sistema antivandálico, que se accionan automáticamente después de cada uso del inodoro, sin que el usuario tenga que tocar nada.

Publicidad

Noticias relacionadas

comments powered by Disqus