por InfoConstrucción 29 de enero, 2018 Construcción comentarios Bookmark and Share
< Volver

Los proyectos más creativos e innovadores han sido premiados en una nueva edición del Concurso de Diseño Cerámico y de Baño de Cevisama Lab, el laboratorio de ideas de Cevisama. Las propuestas han sido evaluadas por un jurado multidisciplinar formado por Pablo Peñín, del Colegio Territorial de Arquitectos de Valencia; Rafa Muñoz, del Colegio de Diseñadores de Interior de la Comunidad Valenciana; el diseñador Vicent Clausell; la investigadora y especialista en tendencias Pepa Casado, fundadora de la firma future-A, y el periodista Eugenio Viñas.

En Diseño Cerámico, en la Categoría A, correspondiente a ´Productos cerámicos conformados mediante prensado semiseco´, el jurado decidió entregar el primer premio, dotado con 2.000 €, a Miriam Olivares Rambla, de la Escola Superior de Ceràmica de l´Alcora , por su colección de pavimento cerámico "Colaje". El reconocimiento fue otorgado por lograr una original reinterpretación del terrazo continuo "que, además de ofrecer una aplicación bien resuelta, responde a las tendencias más actuales del diseño cerámico".

El segundo premio, dotado con 1.000 €, recayó en Kay Curtis, de la Universitat Internacional de Catalunya, por "Tritela", una solución técnica que propone "un diseño adaptable como segunda piel"; según destacó el jurado: "se trata de un exterior del que se ha valorado su capacidad para generar superficies orgánicas y como punto de partida de un proyecto de alta tecnología cerámica".

Además, el jurado decidió por unanimidad otorgar un accésit sin dotación económica a Ignacio Morente-Gemas, de la Uic, por "Placer", un sistema de panel sándwich cerámico "por la flexibilidad de compartimentación a partir de un panel cerámico que puede evolucionar como sistema autoportante y que puede funcionar tanto de manera efímera como permanente".

En la Categoría B, perteneciente a ´Productos cerámicos conformados mediante otros métodos´, se acordó dar un primer premio ex aequo a las propuestas "Ceramic Squama", de Guillermo Marfà Permanyer, de la UIC, y "Neo Blind", de Ariadna Rodríguez de San Gregorio, de la misma universidad. Un premio dotado con 1.500€ para cada propuesta. En el caso de "Neo Blind", el jurado remarcó la capacidad  de realizar una reinterpretación de la cortina alicantina a través de la combinación de cerámica laminada y madera, "dándole un nuevo uso a la cerámica fina". Y respecto a "Ceramic Squama", un sistema que utiliza la cerámica para dotar de movimiento a una fachada, se valoró "el hecho de dotar a la cerámica de una versatilidad que abre una puerta a futuras aplicaciones en torno a la alta tecnología".

También en esta categoría se aprobó un accésit sin dotación económica, que fue para Adriana Isabel Machado, de la Escuela de Arte Francisco Alcántara de Madrid, por "Sirimiri", un revestimiento cerámico mural, "por la recuperación de un producto tradicional con un ligero cambio de forma y un buen nivel de desarrollo del proyecto".

Publicidad

Noticias relacionadas

comments powered by Disqus